El bosque de alimentos, capítulo 3, las abejas

Vamos ya por la tercera entrega de post en o que al bosque de alimentos se refiere y la experiencia está siendo muy positiva. Y es que por un lado nos estamos ahorrando bastante trabajo ya que no estamos podando los árboles y para todos los que hacéis esta tarea, no hace falta deciros el trabajo y tiempo que hay que dedicar a esta tarea. Y por otro lado estamos comprobando que los árboles han mejorado su producción.

Es verdad que era una zona con un suelo bastante pobre, muy pedregoso y que con la incorporación de materia orgánica mediante los diferentes acolchados que hemos hecho a lo largo del año. Esta circunstancia está cambiado. Aún queda mucho trabajo por hacer pero algunos árboles están mostrando una buena cantidad de fruto y alguno que todavía no había dado producción, lo está haciendo este año por primera vez. Aún es muy temprano para hacer una valoración más exhaustiva porque puede ser por varias causas pero algo es algo.

Pero vayamos con lo que realmente quiero comentar en el post de hoy. Y es que he dado un paso adelante y como de lo que estamos hablando es un bosque de alimentos y en un bosque no sólo hay especies vegetales, he querido incorporar un insecto, que además de aportarnos un producto que nos servirá de alimento, también nos ayudará a polinizar nuestros frutales y hortalizas. Sí, lo habéis adivinado, se trata de la abeja.

Para empezar tenemos dos colmenas con enjambre. Uno de ellos lo recogimos este año, ya que se posó en una de las parras de nuestro pequeño bosque y lo ayudamos a encontrar hogar. La colmena es un buen complemento para nuestra actividad hortícola ya que nos aportará un alimento muy interesante, la miel, con un montón de beneficios para nuestra salud y nuestra dieta.

La colmena:

Si queréis incorporar la miel como complemento en vuestra dieta y queréis que esa miel sea de vuestra propia cosecha. Lo primero que tendréis que hacer es disponer de una colmena. La colmena consta de varias partes y de inicio lo imprescindible es la cámara de cría. La cámara de cría es una alza con panales con cera en la que las abejas recopilarán la miel y la reina pondrá los huevos para que nazcan nuevas obreras.

En el siguiente dibujo os dejo un pequeño esquema del material necesario para que un enjambre pueda empezar a trabajar. En él podéis ver las diferentes partes de una colmena del tipo que yo tengo en casa, que es una langstroth. Yo hace años ya más de 10 años que tengo colmenas y uso ese tipo de colmenas. También tengo una de las que se usaban antiguamente pero es más incomoda a la hora de recoger la miel. Pero también es una buena opción porque el coste es mucho menor. La producción también pero con un par de colmenas será suficiente para obtener miel para el consumo de una familia a lo largo del año.



El enjambre

La reproducción de un enjambre de abejas se puede conseguir de varias formas: de forma natural, enjambrazón, o de forma artificial. Hoy, y para empezar, nos centraremos en la reproducción natural. Ésta se produce cuando en un mismo enjambre de abejas hay dos reinas. Cuando se produce esta circunstancia, La reina más vieja, junto con un grupo de zánganos y abejas obreras abandona la colonia para buscar un nuevo hogar. En la colmena original se quedará la reina joven. Este sería la forma que una colonia de abejas se reproduce de forma natural sin necesidad de intervención humana.

Generalmente este tipo de reproducción suele producirse en primavera, por lo que tenemos que tener una colmena lista para albergar un enjambre antes de que se produzca la enjambrazón. En ocasiones las abejas entran directamente en la colmena. Si es así ya tenéis vuestro primer enjambre de abejas. Pero por norma general suelen posarse en alguna rama o hueco natural de alguna pared. En este caso tendréis que acercar la colmena y con la ayuda de humo ayudarlas a entrar.

En el siguiente vídeo podéis ver un enjambre en la rama de un árbol y que cogimos para incorporarlo a una de nuestras colmenas.



Pues ya veis que poco a poco vamos convirtiendo una pequeña huerta en un bosque de alimentos. Si queréis ver cómo empezó todo recordad que en el blog hay publicados dos capítulos más. En el que se puede ver cómo estaba inicialmente y cómo fue evolucionando poco a poco.

En ocasiones el espacio es reducido y queremos tener el mayor número de productos posibles. Árboles frutales, tomateras, lechugas, coles, viña, frutos rojos, etc. Pues ya veis que es posible. Una buena planificación de los cultivos y aprovechando bien el espacio podemos cultivar un gran número de alimentos en un pequeño espacio. Si queréis ver cómo empezó este proyecto podéis pinchar AQUÍ.

Y en este vídeo podéis ver como está a día de hoy. También podréis ver la incorporación de las colmenas y os enseñaré una de ellas por dentro para que veáis como trabaja un nuevo enjambre para sacar adelante la colonia. Espero que os guste.



Síguenos en Facebook  o suscríbete a nuestro canal en YouTube

Comentarios

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Blog miembro de: